El “sí pero no”: una forma sutil de veto

No damos abasto a responder mensajes de aficionados quejosos de haberse enterado del recital que va a dar El Cabrero, el 16 de diciembre en el Auditorio Nacional de Música de Madrid, cuando las entradas ya estaban agotadas.  Un buen número de seguidores, que esperaban verlo anunciado para invitar,  como regalo de Navidad, a familiares o amigos, nos piden que les consigamos entradas a cualquier precio. Nos reprochan no haber publicado la puesta en venta de las butacas cuando se produjo. ¿Cómo lo íbamos a publicar si nosotros también nos enteramos cuando ya habían puesto el “no hay billetes”?

El concierto de El Cabrero está incluido en la programación Andalucía Flamenca que produce la Junta de Andalucía a través del Instituto Andaluz del Flamenco. Quienes conocen su trayectoria saben que El Cabrero no es precisamente un artista que se prodigue en los eventos de la Junta de Andalucía o patrocinados por ella. Más bien se podría decir que es el gran ausente; en parte porque nunca solicitó subvención para sus giras nacionales o internacionales, ni proyecto artístico alguno y, sobre todo, porque la Junta de Andalucía lo ha venido excluyendo, por sistema, de sus programaciones habituales y de las puntuales también.  Eso sí, de tarde en tarde cuentan con él y, mira por dónde, justifican que vetado no está.

bailandoapeticindelpblicoenalhaurndelatorre_thumb.jpg

Años 80 El Cabrero bailando a petición del público en el Festival Torre del Cante de Alhaurín de la Torre

Pero hay que leer entre líneas porque se dan varias formas de veto: explícito, sin matices; tácito, con matices; “sí pero no”, por derecho y de costao

Todos sabemos que lo que más se lee de las noticias son los titulares. Muy poca gente se enteró de que El Cabrero cantaba en el Auditorio Nacional y del inicio de la venta, porque así lo quiso el responsable de la Nota de Prensa que el Instituto Andaluz del Flamenco envió a las Agencias para anunciar el Ciclo Andalucía Flamenca y que, a su vez, difundieron los medios, titular incluido.

1983-1_thumb.jpg

Resumen temporada Flamenca 1983

Aficionados que vieron esta noticia comentan que no la relacionaron con El Cabrero. Considerando que se trata de una de las grandes figuras del Flamenco, una leyenda viva del Cante Jondo,  al no verlo en titulares pasaron página. Por eso, sólo aquellos que leyeron íntegro el artículo pudieron hacerse con las entradas porque, estar,  sí que está anunciado El Cabrero, en alguna parte del texto lo mencionan, pero no en su sitio: ése es el veto tipo “Sí pero No”, con tos sus avíos.

auditorio-junta-2

Nota de prensa del Instituto Andaluz del Flamenco anunciando el ciclo y el concierto de El Cabrero

Cuarenta y cuatro años en los escenarios dan para mucho y nuestro Cabrero puede presumir de haber sido distinguido con vetos de todos los estilos conocidos hasta hoy. Pero eso lo dejamos para otra ocasión

Cumplió 72 años hace unos días y, por suerte, la madre naturaleza le está conservando la salud, la voz y las ganas de cantar. Las hemerotecas dicen que lleva en primerísima figura del cante jondo, sin baches, desde inicios de los 80. Que es el cantaor que más festivales flamencos tradicionales ha hecho de la historia. Que sigue abarrotando los recintos y que ha conseguido atraer al Flamenco a los jóvenes sin haber renunciado a expresar el cante en su forma más ortodoxa. Que ha llevado el Arte Jondo a recintos internacionales donde sólo con él ha entrado y, subrayo, sin subvenciones oficiales. Que ha sido tal su capacidad de convocatoria a lo largo de los últimos 36 años para ser saludado por la prensa especializada como un fenómeno social.

_mg_6584

Foto en Benalmádena Suena 2015

Todo eso, a pesar de los vetos oficiales, del nulo apoyo televisivo o mediático en general y  gracias, exclusivamente, a esos aficionados que, a lo largo de los años, siguen apoyándolo con su presencia en los conciertos.

Por eso, lamentamos que tantos amigos se queden sin poder asistir al recital del 16 de diciembre. Intentaremos producir algún concierto en Madrid o alrededores en 2017 y prometemos anunciarlo con tiempo y con los medios que manejamos las productoras independientes.

Aprovechamos para informar de los conciertos pendientes en 2016, que son todos en diciembre: Voces en resistencia, con El Cabrero y Zapata, el viernes 2 en Escenario Santander y sábado 3 en el Miguel Delibes de Valladolid. 16 en el Auditorio Nacional de Madrid (agotado) y el 17 El Cabrero recital en el Festival Flamenco de Vélez-Málaga.

Atípicos Utópicos (www.atipicosutopicos.com)

1 comentario

Archivado bajo 1972-1980

Una respuesta a “El “sí pero no”: una forma sutil de veto

  1. Pingback: Andalucia: El Cabrero y su canto compañero | Red Latina sin fronteras

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s